Analizando Neon Genesis Evangelion #16. Al borde de la muerte y después, enfermedad mortal

Este episodio de Evangelion está muy relacionado con ¡agua y limpieza! O más bien debería decir con agua y sangre. Pero nos adelantamos. Quién iba a decir que nuestra Asuka, que tan feliz entra al baño, pronto odiará hasta entrar en la misma habitación que sus compañeros.

Es en momentos como este cuando queda claro que, aunque son una familia, los que están más conectados son Shinji y Misato —por favor, apreciad a Shinji cocinando para su «madre» y lo feliz que es porque esta nota el cambio de receta—. Asuka queda mucho más desplazada y lo siente; lo sabe. El ejemplo más evidente es cómo busca pelea porque el agua del baño está demasiado caliente, vertiendo su frustración general sobre la relación de Misato y Kaji sobre Shinji. El punto, con todo, es importante porque señala Misato es muy suave con él… Lo cual sabemos que no termina de ser cierto. Sin embargo, estas palabras tendrán sus irónicas y catastróficas consecuencias. También veremos esta idea rondando por el final de EoE, cuando Misato ya no sabe cómo incitar a Shinji a seguir viviendo y prueba todas las maneras que se le ocurren.

El mundo —esta vez mediante Ritsuko, con una sonrisita maliciosa— no deja de recordar a Misato que sí, que ha vuelto con Kaji. Ella, por su parte, prefiere centrarse en los avances de Shinji, quizá porque se siente culpable por cómo lo ha tratado últimamente. Y resulta que Shinji ha mejorado bastante, como ya se avisó antes, para horror de Asuka. Pensemos que, en el episodio anterior, Asuka se sintió desligada de Misato (como rival) y de Shinji (porque la había «rechazado»). Su actitud seca y desagradable con Shinji cobra más sentido cuando lo vemos desde ese punto de vista., porque Asuka no soporta que nadie la alcance en su gran meta en la vida: ser la mejor piloto. Pero Shinji está avanzando a pasos agigantados. Recurriendo a una táctica basada en la recompensa, Misato cree que así lograrán que le suba la moral y deje de disculparse tanto, tema que también le ha recriminado Asuka.

Lo van a conseguir.

Por supuesto, a Asuka se siente amenazada y trata de descargarse con Rei, pero hasta la fecha no ha intentado ser amiga suya ni acercarse a ella, por lo que no es raro que esta la ignore… En especial porque Shinji ha sido de las pocas personas que la ha tratado bien.

Es fascinante cómo Evangelion invierte los roles de género, cosa que no solo se ve con la escena de la cocina y Shinji cocinando o Misato bebiendo como si le fuera la vida en ello, sino con cómo reacciona Asuka. No es habitual que las mujeres peguen puñetazos a algo. Al menos, no de una forma tan intensa, tan llena de frustración, de desesperación. Me atrevería a decir fealdad. En general, cuando en un anime una mujer se expresa mediante la violencia, es dentro de una escena cómica —solo se les permite ser reales en la felicidad o en la absoluta tristeza/rendición—. Como todas esas veces que patean a un hombre y que no se cuenta como violencia real. Aquí vemos a Asuka en todos sus celos, en toda su desesperación.

Es liberador y doloroso.

A su vez, Shinji intenta ganar autoestima, alegrarse por los pasos que está dando. Pero las risas de unos niños siguen afectándole. Shinji siempre ha temido las opiniones ajenas, por mucho que finja que no es el caso. Si unos niños salidos de la nada le pueden afectar solo porque ha sonreído y murmurado algo para sí mismo, ¿qué no harán los constantes e hirientes comentarios de Asuka, de Misato u otras personas?

Y, aun así, Shinji se forzará a ser lo que no es porque eso es lo que se espera de él. Hasta tal punto le afecta el mundo y su postura como piloto.

¡Pero no nos preocupemos! ¡Por fin tenemos un Ángel tras tantos capítulos y Leliel viene dispuesto a destrozar en términos emocionales y psíquicos a Shinji!

Resulta interesante que Leliel es todo lo contrario a Ireul. Enorme, llega y deja bien claro por dónde lo hace. Y si Ireul intentó colarse en MAGI y Nerv, volviendo imposible que pudiera destrozarlo una EVA, Leliel directamente arrastra a otra dimensión a sus presas. Es el aislamiento total que ni siquiera necesita de Campo A.T. (su campo es en realidad su propio cuerpo, que le permite acceder a otra dimensión).

Misato llega tarde (y pide perdón cuando Ritsuko se lo echa en cara. Parece gracioso cuando pensamos en cómo no es el momento de disculpas sino de eficiencia incluso si llegas tarde, y cómo Misato puede parecerse a veces a Shinji). Poco después, las EVA están listas. Asuka vuelve a ser la que lleva un arma de cuerpo a cuerpo. Mientras les dan las instrucciones, esta vuelve a tocarle las narices a Shinji y a retarle, pero esta vez no necesita poner a su madre como excusa. Shinji está intentando actuar como «un hombre» —notad que le muestra el pulgar a Misato, igual que lo hizo ella cuando le dijo que había mejorado mucho— y se ofrece a disparar con arrogancia. A mostrarle a Asuka cómo se hacen las cosas.

—El combate es cosa de hombres.

Creo que hacer una captura de las expresiones de Misato y Ritsuko es suficiente comentario. Más interesante es el foreshadowing de cómo Misato dice que tendrá que echarle la bronca a Shinji cuando regrese, lo cual es lo que exigirá Asuka también… Y, por supuesto, no será el caso.

No después de lo que Shinji va a sufrir. Una situación muy similar a lo que le ocurrirá en el futuro, tras enfrentarse a Zeruel.

Por cierto, ¿hay algo más divertido que ver a una EVA intentando caminar silenciosamente por la ciudad? ¡Sí, ver cómo los problemas reales existen y deben tener cuidado con los cables umbilicales! ¡Atención a los detalles, qué gusto!

Como Leliel se acerca demasiado a Shinji mientras sus compañeras todavía no están en posición, decide actuar por su cuenta. En cuanto dispara, Leliel… desaparece. O más bien su sombra, ya que el verdadero cuerpo está abajo. Extendiéndose entre los pies de Shinji.

Leliel tiene una forma tan extraña de actuar que Shinji se queda paralizado, capturado justo cuando por fin empezaba a acostumbrarse a los Ángeles y a actuar con confianza. Es terrible cómo nadie puede hacer nada mientras Shinji se hunde y, desesperado, llama a Misato y luego a Rei y a Asuka. Pero nadie está lo suficiente cerca. Cuando Misato reacciona y ordena la eyección del Entry Plug, Shinji ya está prácticamente hundido hasta la cabeza y no hay forma.

Y lo último que escuchamos es a Shinji aullando el nombre de Misato.

Lo siguiente que se ve es a Asuka corriendo para ayudar a Shinji, mientras masculla, sí, pero corre y su expresión deja claro que está preocupada. Al final, mucho más rápida y hábil que Shinji, consigue trepar a un edificio antes de que Leliel se la trague.

Cuando Misato da la orden de retirada, su voz suena torturada. Pero para todos aquellos que piensan que Asuka no tiene sentimientos o Rei tampoco, la primera va a gritar que no pueden dejar atrás a Shinji… Pero Rei nos deja de piedra a todos porque lhabla prácticamente a la vez. Se niega a obedecer una orden. Rei.

Por Shinji.

El cable umbilical se recoge sin que Shinji esté al otro lado. Ritsuko nos habla de cómo puede sobrevivir —es interesante que Maya le dirige una mirada muy fría, quizás sorprendida por sus tecnicismos— durante unas 16 horas y,  entre tanto, doblan las campanas de una iglesia. Como si se anticipara su muerte.

Hablaría de cómo Misato soporta con tranquilidad la presión de las Naciones Unidas, pero es más interesante centrarse en cómo lidia cada mujer con la posible muerte de Shinji. Misato, tratando de hacer lo imposible por salvarlo; las chicas esperando, porque no hay otra. Pero Asuka, que siempre se intenta alejar del dolor a su manera, entra en modo ironía. Cruel ironía. Como si no estuviera preocupada. O quizá irritada porque Rei al final sí tiene pensamientos propios, si bien me inclino a pensar que es su forma de lidiar con la situación.

Por favor, mirad la cara de Rei. Mirad cómo no puede soportar que Asuka siga echando veneno. Porque en esta ocasión la vida de su amigo está en juego. Quizá aprendiendo de los silencios imponentes de Gendo, se planta frente a Asuka. La juzga con la mirada. Asuka se pone a la defensiva —y reconoce que está hablando mal de Shinji— y… Rei la cala a la perfección (aunque a un nivel superficial).

—¿Pilotas a la EVA solo para conseguir las alabanzas de los demás?

—¡No! ¡No de los demás! ¡Lo hago porque quiero ser capaz de enorgullecerme de mí misma!

Asuka ya no se burla, sino que responde con agresividad. Rei ha tocado un punto flaco. Misato las detiene así que no sabemos hacia dónde podría haber derivado esta conversación… Pero deja bien claro que Rei observa.

Y aprende.

Shinji, entre tanto, aguanta. Y aguanta. ¿Podemos imaginar lo que debe ser estar sumido en el silencio más absoluto, en la blancura más intensa, completamente solo, aislado, sin saber qué va a suceder? Durmiendo hora tras hora, sin comida ni agua, sin nada que le permita distraerse de la posibilidad de una lenta muerte por asfixia cuando el LCL deje de ser respirable. Por desgracia para él, a medida que Ritsuko explica lo que es el Mar de Dirac y cómo está conectado a otra dimensión, queda más y más claro que no tienen forma de sacarle de su pequeño infierno particular. Uno en el que el LCL se estanca… y Shinji se da cuenta de que huele a sangre. Podríamos pensar que ese pensamiento es consecuencia del pánico, pero no. El LCL es sangre de la gran madre. Qué irónico morir ahogado en medio del mar de la vida, ¿eh?

Como es normal, Shinji se empieza a venir abajo. A pesar de estar en una suerte de espacio alternativo, es incapaz de abrir el Entry Plug y escapar. Tampoco sabemos si fuera podría respirar, así que quizá Leliel lo está manteniendo, irónicamente, a salvo. Más de lo que NERV pretende, desde luego. Porque Ritsuko le recuerda a Misato que las prioridades no son los pilotos, sino las EVA. Mientras Ritsuko planea un ataque masivo que sin duda calcinaría a Shinji —¿un posible foreshadowing del futuro de Rei?—, Misato también demuestra cómo han cambiado las cosas. Siempre se preocupó por Shinji, pero al principio no anteponía (no del todo) su seguridad. Ahora todo es diferente. Ahora la mera idea de perderlo, de que le hagan daño, hace que pierda de vista su objetivo. ¡Su venganza! Ritsuko está hablando de destruir a un Ángel, la prioridad absoluta de Misato, que es capaz de arriesgar la vida de los niños en misiones suicida… aunque en general es cierto que no suele quedar otro remedio.

Solo que, en esas ocasiones, Misato está en peligro también. Se siente parte del todo. Es ella quien da las órdenes y sufre las consecuencias. Al final pierde el control y abofetea a Ritsuko. Es una situación de extrema tensión y, por mucho que Ritsuko esté siendo fría, también se está manteniendo en su faceta profesional. Misato… no. La gente adopta muchos roles en Evangelion para salir adelante y hemos visto que todos los personajes pueden presentar varias caras al mundo. Misato ha sido una suerte de torpe madre para los pilotos, pero también un general cruel. Se podría decir que es hipócrita que ahora se levante contra Ritsuko por actuar como NERV espera de ella.

Y es que es cierto que, hasta cierto punto, es culpa suya que Shinji actuara por su cuenta. Misato no se detuvo a pensar en cómo se sentiría Asuka cuando anunciara abiertamente que Shinji era el number one. Después se sintió molesta por la actitud de Shinji, pero tampoco hizo nada por detenerlo y pedirle más calma. Fue su enseñanza. Una bienintencionada pero que termina por ser fatal.

Por su parte, Misato recupera la suficiente frialdad para enfatizar, de nuevo, que para ella y para Gendo parece que a Unidad 01 es especialmente importante. Pero no entiende por qué… y Ritsuko no le da respuestas. Solo le pide que confíe en ella, con suavidad, casi suplicando, antes de retomar el tono frío y de mando.

Misato se queda atrás… pero no por mucho tiempo.

Por otra parte, llegamos al Tren de Shinji. Pensemos que, cuando intentó escapar de NERV, lo hizo en tren. Tiene sentido que sus peores momentos se representen en un sitio así. Quiere huir del Mar de Dirac y también de lo que se avecina, como resulta natural. También podríamos considerar que el Tren es una metáfora de la vida de SHinji, que se deja llevar.

Y es que Leliel está entrando en contacto con él. Fijaos en cómo la línea vertical representa a Shinji mientras que la horizontal a Leliel. Los Ángeles, como veremos más adelante, son capaces por fin de comunicarse con los humanos. Sin embargo, les cuesta. Pensemos que crecen solos, rápido y sin ayuda. Es un esfuerzo inmerso sumergirse en una psique ajena, determinada por el tiempo de vida (pensemos que los Ángeles deberían ser inmortales si hubieran nacido en el mundo que les correspondía) y por el físico, además de la sociedad.

A través de Leliel, Evangelion nos plantea lo que comentaba antes con Misato y los roles. Se trata de algo que se explotará en EoE en grado sumo; cómo nos percibe la gente a través de sus ojos, cómo eso nos define, cómo nos comportamos de una forma u otra dependiendo de lo que necesitemos. Está bastante claro y no necesita demasiada explicación.

Lo importante es cómo Leliel trata de escarbar dentro de Shinji, de comprender el motivo de estar vivo. Shinji, con su eterno Dilema del Erizo, tiene miedo no de decepcionar a los demás… sino de que le hagan daño con esa decepción. Cuando se trata de examinar por qué Shinji es así, Leliel (o el «interior» de Shinji) apunta rápidamente a Gendo. Pero entonces sale a resaltar el resto del mundo. ¿Es culpa de Gendo o de Shinji que tenga una personalidad tan introspectiva y recelosa? ¿Le quiere o no?

La voz de Gendo aparece como la línea de Shinji, solo que torcida, irregular. No es completamente sincera. No sabemos cómo interpretarla. Shinji fue feliz porque Gendo se dirigiera a él por su nombre, pero esto se representa mientras vemos cómo Gendo… se aleja. Es una escena de cuando Shinji era una criatura y solo podía contemplar la espalda de su padre dejándolo atrás. No solo eso sino que se nos muestran escenas de Shinji al teléfono, intentando contactar con su padre y solo recibiendo un muro por respuesta. Su padre lo aceptó como piloto, pero lo llamó por su nombre. No quiere un hijo. Quiere un instrumento.

Sin embargo, eso hace feliz a Shinji… Es un paso. Y Leliel hunde el dedo en la herida. ¿Piensa pasarse la vida estancado en ese punto?

Por primera vez vemos a Leliel, sentado delante de Shinji. Como los Ángeles no tienen aspecto humano, su forma de comunicarse con él es imitar al propio Shinji (podemos reconocerlo por sus rayas horizontales de la camiseta; se corresponde con el diseño del Ángel, que también está hecho a base de rayas).

Si algo podemos sacar en claro de esta conversación es la tendencia suicida y fatalista de Shinji. Mientras Leliel lo asedia a preguntas, Shinji se retrotrae más y más, dando la respuesta final de que el mundo es demasiado duro. ¿Merece la pena seguir viviendo, siempre con miedo al dolor? Solo resaltaré una cosita particular y es que Shinji no sabe nadar y su excusa, me encanta, ¡es que los humanos no están hechos para flotar! Por eso no lo vemos en la piscina con Rei o Asuka… y luego cobra importancia para cierta escena después de la desaparición de Kaworu. Debemos tener muy en cuenta para eso (y para el final en el que emerge del agua en EoE), que Shinji no tenía ni idea de cómo nadar.

En una lección muy a lo Raiden de MGS o incluso Cloud de FFVII, Leliel planta la verdad tal y como es:

—Has cerrado los ojos y los oídos a todo lo que no te gusta.

¡Fijaos en que, cuando Misato habla, aparece en forma de cruz! Ah, el simbolismo la persigue a todos lados. Por otra parte, los remordimientos sobre el daño que le hizo sin querer a la hermana de Toji todavía flotan en el subconsciente de Shinji y se siente culpable. Misato le gritó en una ocasión que no importa lo que los demás piensen pero a Shinji le importa. Le afecta. ¿Cómo no va a afectarte si tu padre te grita vete si no eres útil para él? Su dependencia emocional hacia los demás es brutal y por eso se cierra tanto a sí mismo, por eso le provoca horror una traición, un daño emocional. Por eso no le importaba vivir solo al principio, no buscaba encariñarse con nadie.

Toda esta invasión mental, toda esta sucesión de imágenes, de opiniones, de recuerdos, está provocada por Leliel. La escena sucede en un naranja casi rojizo (recordemos la simbología del rojo como lo real versus el azul como el escapismo), agresivo y asfixiante. La perspectiva ojo de pez, muy deformada, es agresiva también; se usa para causar incomodidad en el espectador, aunque aquí también podríamos pensar que es Leliel estudiando a Shinji de cerca y sin permitirle ninguna clase de intimidad.

Por suerte para él, no llega tan hondo como le sucederá a Asuka. Leliel, aunque no nos lo creamos, solo quiere entender a los humanos y permite hasta cierto punto que Shinji se cierre en banda, cubriéndose los oídos y rechazándole de plano… pero susurrando la verdad:

—¿Ves? Estás huyendo otra vez.

Shinji replica que ha encontrado una forma de vivir aferrándose a los buenos momentos. ¿Qué tiene de malo?

Y no tiene en sí nada de malo cuando pensamos que Shinji es un niño que arriesga la vida a los 14 años cada pocos días para salvar el mundo. En especial porque NO TIENE PSICÓLOGO. El problema es que el mensaje va dirigido al público, que se manifiesta a partir de Shinji. Es un mensaje total que se expone por completo en EoE, donde se nos dice que la vida merece la pena por los grandes y pequeños momentos, pero que sin los malos estos no brillarían. Que hay que abrazarlos, quererse a sí mismo y mejorar. No huir. Eso no es vida.

Peeeero de nuevo la situación de los niños piloto y de NERV en general es excepcional, así que diría que chirría bastante el mensaje. Al meno en este punto concreto porque no está estudiando el PTSD, sino la vida corriente de la gente con depresión.

Es más, resulta bastante cruel que se le eche esto en cara a Shinji cuando está al borde de la muerte, como bien señalan nuestros científicos. Y para quienes piensan que Ritsuko es de hielo, cuando Maya le informa de que le queda muy poco tiempo a Shinji, nuestra científica decide avanzar el proyecto 20 minutos.

—Vamos a intentarlo mientras haya alguna oportunidad de salvar la vida de Shinji.

Shinji, entre tanto, sufre una brutal regresion hacia el momento de su infancia y nos enteramos, ¡por fin!, de cosas. Por ejemplo, que se siente culpable porque su padre lo abandonara, porque todos los niños creen que los padres siempre tienen la razón. Así que una parte infantil de él, estúpidamente, le dice que fue culpa del propio Shinji, ¡que huyó y tiene la culpa de que su padre se fuera! Pero la verdad es mucho más oscura de lo que puede parecer. Ya hablamos de Yui en su momento, pero es aquí cuando nos enteramos de por qué Shinji vivió solo con su cuidadora durante años: los periódicos afirmaron que Gendo asesinó a su esposa. Salen varias noticias que hablan de los científicos intentando alcanzar el nivel de Dios, de un experimento fallido —Yui oficialmente falleció con 27 años— por Experimentación Humana. Salió declarado inocente del juzgado pero el mundo lo condenó.

Y Shinji… Shinji no. Porque grita, mientras consigue recordar parte de la cara de su madre:

—¡No! ¡Os equivocáis! ¡Mamá… mamá estaba sonriendo!

Es decir ¿que vio lo que sucedía? Pues sí: Yui decidió llevar a un pequeño Shinji  a su propia tumba —siendo consciente de lo que sucedería y encantada de convertirse en una diosa— y la vio «morir». Quizá por eso no termina de entender qué pasa con su padre, por qué lo dejó atrás. Quizá llegó a culparlo con el tiempo, pero es evidente que Shinji no lo ve como el asesino de su madre. Ve una espalda que se aleja —igual que Misato, como figura sustituta de madre, se distancia más y más— y que debería haber estado con él.

Shinji despierta aterido de frío, en un sitio donde cada vez le cuesta más respirar, consciente de que va a morir de un momento a otro.

—Odio este lugar.

En sus circunstancias no es extraño que se rinda. Hasta donde llega su conocimiento, está flotando en un espacio en blanco, incomunicado, sin poder comer ni beber, sufriendo por todos sus remordimientos y sin tener muy claro que un Ángel le está hurgando en la cabeza. Así que, agotado física y mentalmente, Shinji cede. Y los animadores se van a tomar un café mientras nosotros miramos si pasa el tiempo porque la música está sonando pero la imagen no y…

En el momento en que su hijo se rinde, Yui interviene. Al fin y al cabo, están conectados en el Núcleo y Shinji acaba de bajar su Campo A.T., metafóricamente, para morir. Yui se queda, digamos, con el control y lo que hace es conectar con su hijo para devolverle cierta esperanza.

Pero ¿os dais cuenta? Yui tiene el pelo corto. Incluso en las versiones más modernas, cuando se manifiesta en EoE, sigue teniendo aspecto de científica. La figura maternal que aparece aquí para abrazar a Shinji tiene el cabello largo… Como Misato. Shinji identifica ya a Misato con…

—¿Mamá?

Es más, Yui lo abraza… igual que lo hará acto seguido Misato.

El contacto hace que Yui cobre el control y vemos la sombra de los recuerdos de Shinji —una imagen que se recuperará para EoE— en una zona con árboles. Una mujer de pelo corto se inclina sobre él. No recuerda su cara, pero sí oímos su voz.

¿Ya es suficiente? (El Ángel responde, pero no lo escuchamos). Ya veo, me alegra oír eso.

Y vemos a Shinji entregándole algo. Solo que no es Shinji. Es Leliel, tomando la forma del mismo, y ofreciéndole nada menos que su Núcleo, esa canica roja.

Por si alguno tiene dudas, que Leliel es Shinji representado como un niño con camiseta de rayas está confirmado en Evangelion Theatrical Program por una entrevista a Tsurumaki, como se señala aquí. Parece que se buscaba hacer que un Ángel se interesara en los humanos, pero una conversación con un alien no les parecía muy interesante u original, así que acabó tomando la forma de Shinji para intentar comunicarse con él.

¿La conclusión que sacó? Bien, que la vida no merecía la pena. Él mismo comenta en cierto momento que no puede vivir contando solo los momentos buenos. Que así no. Yui le ofrece entonces una salida y es que le entregue su Núcleo. Tiene prisa, debe salvar a su hijo.

Fuera, todo está listo. Se están lanzando los misiles. Asuka y Rei se han preparado para saltar en cualquier momento al rescate. Pero Yui se les adelanta. El cuerpo de Leliel (la sombra) empieza a destrozarse. ¡Y sangre y simbolismo de nacimiento! La EVA 01 siempre ha sido especial y cuesta explicar este momento berserker a menos que sea por una alta fusión con Shinji para salvar a su hijo o que, como Yui está al completo dentro del Núcleo, pueda sacar fuerzas de la flaqueza incluso sin energía. Yui emerge en medio de un mar de sangre que luego se recuperará en Rebuild con todos los Ángeles, pero aquí es algo nuevo. Y mientras la oye rugir, Asuka se traumatiza:

—¿Estoy pilotando algo como eso?

Rei observa mucho más tranquila. Al fin y al cabo, ha empalado a Lilith y su propia EVA ha enloquecido en una ocasión. También ha visto cómo la ataca su propia EVA. Lo más importante, sin embargo, es el lore que nos da Ritsuko:

—¿Qué… qué clase de monstruo copiamos?

Y Misato, que está escuchando, piensa:

Sé que las EVA no son simplemente copias del Primer Ángel. Pero ¿qué va a hacer NERV con ellas una vez todos los Ángeles se hayan destruido?

Aaaah buena pregunta, porque nos encontramos ante monstruos que cada vez cuesta controlar más. Sin embargo, es que después de que mueran todos, no importará.

El capítulo acaba igual que empieza; el simbolismo del agua azul (con luz) como nacimiento volverá también en Evangelion y, en este caso, es Shinji regresando a la vida.

 Y mirad el paralelismo de Misato y Yui, las dos inclinadas sobre él, con una luz intensa detrás que hace que al principio cueste distinguirse su cara. Pero… Misato tiene el pelo largo. En cuanto Shinji abre los ojos, lo abraza entre sollozos. Otro paralelismo importante; la imagen es muy similar al abrazo de Yui. Los dos están envueltas en luz, con Shinji con las piernas estiradas (aunque le vimos abrazarse a sí mismo en postura fetal).

—Solo quería verte una vez más.

¿A su madre? ¿A Misato? Casi seguro… a Misato. Pensad que la pobre ha estado a punto de perder a otro ser querido a manos de un Ángel. El trauma es importante. Además, quizás ahora comprenda mejor por qué su padre lo sacrificó todo para salvarla. Asuka, desde luego, no lo coge, molesta porque no le ha regañado. ¡Dale un descanso, Asuka!

Y el realismo sigue porque claro, hay que lavar a la EVA 01, no vaya apestando a sangre. Gendo y Ritsuko se renen a contemplarla mientras esta murmura que quizá no sean sus aliadas. Que quizá las EVA las odien —una clara indirecta sobre la EVA 00 y puede que una señal a Gendo, pues la Unidad 01 no deja de ser Yui—. Gendo no se inmuta cuando Ritsuko le comenta que quizá Misato sepa algo, ni tampoco responde a la pregunta de si Shinji o Rei les odiarán si algún día descubren la verdad.

Shinji despierta en ese odioso techo, que ya no es desconocido… Y esta vez no está solo. Rei se ha quedado a su lado. ¡Rei estaba tan preocupada por él que ha permanecido mientras dormía! Podríamos comentar que despierta y ve otra vez a una figura maternal —Rei es clon de Yui— pero tampoco quiero irme por esos derroteros en demasía. Tímido, Shinji le asegura a Rei que ya está bien. Ella no sonríe mucho, pero se alegra de ello. Shinji se sorprende tanto que casi se atraganta… Pero no solo por eso, sino porque repite básicamente las palabras que Yui dijo mientras estaban en el Mar de Dirac (そ、よかったわね / sou, yokatta wa ne):

—Ya veo, me alegra oír eso.

Paralelismos importantes (y una magistral interpretación de la seiyuu Megumi Hayashibara, que da voz tanto a Rei como a Yui) que reinciden en ver a Rei como una madre.

Y no solo eso; Asuka no estaba dentro, pero sí escuchando en la puerta. Shinji rompe a reír (lloremos por lo poco habitual que es eso). ¿Qué debe sentirse? Ha vuelto, está vivo, Misato lloró por él, ahora tiene amigas que están a su lado cuando despierta en el hospital.

¿Seguro que la vida no merece la pena a pesar de todo? Sin embargo… lo sucedido sigue ahí. No se puede borrar de un plumazo solo por el amor de los demás.

El olor a sangre… no se va. Shinji seguirá sintiéndose sucio por un tiempo.

  • Redactora de artículos variados (Neon Genesis Evangelion, Utena, Nier Automata, Berserk, D.Gray-man. Houseki no Kuni y un largo etc.) sobre worldbuilding, personajes o narrativa. De vez en cuando alguno de opinión. Tengo un blog donde hago lo mismo pero con libros. Fui redactora de Deculture. También escribo relatos (cuando puedo) y he publicado algunos que podéis encontrar en Goodreads.

Compartir
0 0 voto
Article Rating
Suscribirse
Notificar de
guest
20 Comments
Más nuevo
Más viejo Más votado
Opiniones en línea
Ver todos los comentarios
glauber
glauber
2 años

Gracias por tu análisis Es sorprendente la cantidad de detalles que creemos que son torpes o fuera de lugar la primera vez que mira alguno de los episodios y luego, después de ver su interpretación por segunda vez, todo el simbolismo se vuelve mucho más claro. No sé si estás de acuerdo conmigo, pero creo que es injusto toda la paliza que todo el fandom da a shinji por ser un cobarde. Si algo, creo que es sorprendente la cantidad de veces que Shinji vuelve para luchar. Su principal problema para mí es la falta de voluntad. Shinji da la impresión de que pelea la guerra por obligación, pero realmente no le importa si su lado lo gana o no.Lo que me lleva a la pregunta: ¿NERV no quiere que a Shinji le importe? ¿Están satisfechos con él solo hacer lo básico?

Nuevamente gracias por siempre enseñarme algo nuevo que nunca consideré sobre NGE. Siga con el excelente trabajo!

Gloomer
Gloomer
2 años

No suelo comentar y sé que lo agradecen bastante pero se me dan fatal estas cosas. Aún así quería darte las gracias por seguir con tus análisis de Evangelion, lo he seguido desde el principio y me han encantado, a pesar de lo largos que son se disfrutan de lo lindo. También por ese punto de vista feminista, que he de decir que me ha encantado no se habla mucho del machismo en los animes o mangas.

Como seguramente no vuelva a comentar me gustaría agradecerte que escribieras sobre Utena, no la conocía y debe decir que su dibujo no me animaba demasiado pero he podido verlo y no se como no lo he visto antes.

Asimismo me quede fascinado con el manga de Wombs el cual terminé de leer hace poco y es una de esas joyas del manga que no habría leído sino hubiese sido por tu análisis.

Así que nada espero que sigas escribiendo porque das un punto de vista que cada día hace más falta.

El sexador de gárgolas
El sexador de gárgolas
2 años

Este es uno de mis capítulos favoritos y, francamente, tenía muchas ganas de leer el análisis.

He llegado tarde a poder comentar y por ello tendré ahora que salirme un poco del guión y hablar de capítulos anteriores. Más que nada por Asuka, por la que no siento un exceso de simpatía. Entiendo que cae muy bien a muchos pero yo no consigo acostumbrarme a cómo ha venido tratando a Shinji desde el primer día ni al tono excesivamente cómico de los cuatro primeros episodios en que interviene.

El gran problema de Shinji es que es uno de los grandes llorones del anime. Pero eso no es malo en si mismo, sobre todo cuando hablamos de un huérfano (a los efectos prácticos) del que desconocemos qué ha sido de su vida entre el momento en que su padre lo abandonó hasta que llegó a NERV, aunque intuimos que no ha establecido ningún vínculo ni personal ni social. Misato lo ha convertido en su fámulo (cosa que hace de él un personaje autosuficiente. Ese capítulo en que Misato canturrea eso de «¿Dónde está mi ropa interior?», me hace pensar que también él se encarga de ella -cosa nada rara a la vista de cómo tenía ella la casa antes de su llegada-) y más adelante, cuando Asuka le recrimine por no haberle preparado el bento, da para pensar que ella tampoco es demasiado hábil en el hogar.

Pues bien, llega Asuka pisando fuerte y a punto está de expulsar a Shinji de la casa. Sólo Misato, por distintos motivos no necesariamente pervertidos o egoístas (mantener a Asuka bajo control, integrarla en la sociedad japonesa… a gusto queda) consigue que él no sea enviado a la calle sin siquiera un agradecimiento por los servicios prestados. Sabemos en estos momentos que Shinji ha estado a punto de morir al menos en dos ocasiones, ha sufrido enormes presiones, no consigue apenas nada de su padre y su vida comienza tibiamente a mostar indicios de ir algo a mejor. Pues bien. ¿Qué encontramos? Un ángel marino que no es gran cosa, sobre todo cuando sabemos que el Eva no está preparado para la lucha en ese entorno. El ángel bífido, tan flojo que basta una bomba para dejarlo temporalmente fuera de combate y preparar la línea de defensa. El que encuentran en estado embrionario en el volcán, que es realmente más peligroso por dónde vive que por él mismo. Y por último el ángel llorón, del que difícilmente podemos pensar que sea realmente peligroso y que es derrotado con total facilidad. Cuatro episodios en que Asuka no deja de hacer el ridículo pero el gran perdedor es Shinji. Y esto, tras ver cómo el ángel de los capítulos 5 y 6, la mayor amenaza hasta el momento para NERV y el propio Geofront, casi nos deja sin protagonista a mitad de serie (lo cual nos habría dejado ante un Gurren Lagann en toda la regla -guardando las distancias-, para disfrute de gran parte del público y ruina de Evangelion) no deja de ser un poco irritante.

Quería ahora decir que Asuka tampoco ha llevado nada bien el tema sentimental con Shinji. Si hubiese tenido un poco de sensibilidad para con él habría observado desde el principio que él no sabe qué es una mujer ni para qué sirve ni qué hacer con ella (disculpen la grosería): carece de educación sentimental, no tiene práctica con las chicas y, desde luego, su carácter no le ayuda nada. Menos todavía ayuda que Asuka se muestre todo el día encaprichada de Kaji y exhiba su madurez y su desprecio por los chicos de su edad. Shinji estuvo a punto de besarla (lo cual no apoya la teoría «homo», como tampoco lo hace la «expansión» que sufre en el balneario cuando oye a Misato tontear con Asuka: tenía que decirlo) pero… está claro que dista mucho de ser un «macho alfa». Además, si ella hubiese sido un poco más sincera consigo mismo habría admitido que su actual personalidad, pura fachada, está construida enteramente sobre el dominio del Eva, sobre ser la mejor, sobre no reconocerse como la niña que no ha dejado de ser. Y podría haber entablado una relación más dolorosa pero también beneficiosa para ambos. Asuka ha optado, no necesariamente con mala intención o a posta, por una relación tóxica con Shinji.

Shinji, por su cuenta, tiene por único objetivo en la vida ser aceptado. Y ha asumido que ha de hacerlo a través del Eva. No lo hace para ser mejor que Asuka o humillarla sino como técnica de pura supervivencia. Y es sumiso porque no le queda otra alternativa .

Volvamos a este episodio. Ver a Asuka parloteando kansai en el vestuario resulta algo divertido y no deja de ser divertido ver cómo Rei se muestra absolutamente indiferente. No creo que lo haga por desprecio sino porque no le importa, que no es lo mismo.

El momento para mi más emocionante del capítulo es el enfrentamiento entre Rei y Asuka. Quería decir que me parece fascinante cómo los dibujantes pueden extraer de la inexpresividad de Rei tanta emoción como en el momento en que está apoyada en un vehículo mientras Asuka continúa con su parloteo kansai contra Shinji. Su rostro y su expresión nos la muestran distraída, ausente, preocupada. Es sólo un momento pero nos ilumina acerca de cuánto ha progresado su descongelamiento. Cuando ya no puede soportar el discurso de Asuka se enfrenta directa y francamente a ella. Un discurso en una sola frase. Misato sólo tiene que interrumpir a Asuka porque Rei ha dicho ya todo lo que debía. No deja de ser interesante el contraste visual entre la chica de ojos rojos y pelo azul y la de ojos azules y pelo rojo. Es obvio que Asuka se preocupa por él y lo demuestra de una forma agresiva pero Rei no es la persona más adecuada para entender esas sutilezas y lo interpreta como un ataque contra el compañero que le arrancó entre lágrimas y con inusitada violencia una sonrisa. Rei muestra en este momento una extraordinaria vehemencia y agresividad. Evangelion apenas nos muestra momentos de conversación entre Rei y Shinji pero es obvio que ambos sienten aprecio mutuo… y el alma humana de Rei tal vez algo más.

Al final de episodio Rei vuelve a tomar protagonismo al velar por Shinji. Sin embargo… no deja de ser algo decepcionante el que abandone la habitación en el momento en que él despierta. Como si no tuviese nada de qué hablar o no quisiese o supiese hacerlo. Y ¿no podría Asuka haber entrado aunque fuese para organizar una de sus escenas? A lo mejor lo hace, es verdad: hay tanto que se deja en suspenso en Evangelion que bien podría ser.

Gabriela Coello
Gabriela Coello
2 años

Gracias por volver Suzume!
Por un momento pense que se habian cancelado los analisis.

Jamas nunca se me habria ocurrido que Shinji pequeno simulaba al angel y que la canica era el nucleo, y eso es lo maravilloso de Evangelion, que hay demasiados simbolismos ocultos.

Luis Tafur
Luis Tafur
2 años

Pienso que a partir de este capítulo las cosas se vuelven realmente feas, ya sabemos lo que pasa después, como dándonos un mensaje de que el proyecto de instrumentalización era necesario porque el ser humano está solo, cada personaje (hasta los del salón de clases de Shinji) empiezan a aislarse con sus propios problemas, está serie se compone de estas dos fases, al principio vemos cómo se desarrollan los personajes y luego como llegan a un estado de depresión crítica.

Buen artículo como siempre, lo del angel dándole su núcleo a yui en forma de Shinji y la canica si no lo mencionabas ni por mi mente hubiese pasado algo parecido, me preguntó si los angeles aparecen de la nada y en el sitio menos esperado como por ejemplo ireul que apareció dentro de nerv porque leliel no apareció en el dogma cerca a Lilith y listo tercer impacto! Sé que no todo debe tener una explicación en Evangelion pero es imposible no hacerse preguntas

Saludos.

Kerens_STC
Kerens_STC
2 años

Animo y suerte con la nueva web; cuando he empezado a leer este nuevo analisis y he visto que se quedaba a medias he llegado a pensar que te habias quedado sin ideas, buen susto me he llevado.

Solo un detalle del diseño, no se si solo me pasara mi, cuando las imagenes van cambiando el texto se desplaza arriba y abajo por la diferencia de tamaño de las mismas. Echale un ojo que hace incomodo de leer.

Gerardo Herrera Díaz (GerardoHD)
2 años

Ah, que buen Análisis, recientemente descargué N.G.E. en 1080p y nunca se ha visto mejor, si pudiera me lo pasaria viendo todo el dia una y otra vez. Muchas gracias por escribir estos análisis, y mucha suerte con el nuevo sitio.