No hay edad para la amistad: Metamorfosis BL

En esta página hemos hablado y recomendado muchas obras Boys Love. Es un género que, en general, nos llama gracias a la representación tan positiva que puede ser para el colectivo LGBTI+. Si se hace bien se convierte en una forma de escapar de la normativa heterosexual que todavía sigue arraigada en todas las demás obras del mundo del manganime. Nos faltan dedos en las manos para contar las veces que hemos comenzado a leer una obra para ilusionarnos por intuir una atracción romántica o sexual entre dos personas del mismo género para, al final, acabar imponiéndose una pareja heterosexual o, al menos, los indicios de un romance del estilo —sí, te estoy mirando a ti, Carole and Tuesday—. Ya ni hablamos del queerbaiting. Y por ello, cuando encontramos una buena obra BL, corremos ilusionadas a compartirlo entre nosotras.

Pero no todo el mundo se encuentra en la situación de tener a alguien con quien poder celebrar sus aficiones. Y más en el BL, que, debido a la homofobia de la gente y el estigma que genera de manera inconsciente, es más que probable que eche para atrás a demasiados fans. ¿Y que la gente le dé una oportunidad a leerlos? Suena imposible.

Es verdad que existen BL con contenido muy problemático, fetichización y toxicidad a raudales. Pero… ¿acaso no lo tiene también el romance heterosexual que permea nuestras vidas en todo tipo de medios? Por lo tanto, no es un problema del género, sino de la propia concepción del romance en sí y de las ideas homófobas en mangakas, sean intencionales o no.

Leer más

¡Volver arriba!
Mistral Chronicles